Prefectura Tecnifica A Caficultores De Las Lajas

El prefecto Esteban Quirola y Ángel Ordóñez, administrador de APROCEL, firmaron el acta de entrega recepción de la maquinaria.

Transformar las bayas de café en granos y productos elaborados se volvió una tarea fácil en el cantón Las Lajas.

 

La Prefectura entregó un molino, una enfriadora y una tostadora a la Asociación de Productores Agropecuarios y de Cafés Especiales, APROCEL.

 

Con estos equipos industriales, los caficultores mejorarán sus ingresos económicos, ya que el quintal de café tostado puede costar hasta 5 veces más que el café en grano.

 

El Gobierno Provincial entregó además el permiso de funcionamiento, documento que fue tramitado ante la ARCSA, y elaboró los diseños de los productos que comercializa la asociación.

 

Para Ángel Ordóñez, administrador de APROCEL, la industrialización de los productos es el único camino que tiene el sector agropecuario para subsistir.

 

El dirigente de los caficultores agradeció al prefecto Quirola por la maquinaria e hizo hincapié en que “tuvieron que pasar 20 años para que una autoridad provincial se acuerde de que existen los campesinos de Las Lajas”.

 

En ese cantón hay alrededor de 600 hectáreas de cafetales y no menos de 450 familias que dependen de esa actividad. Según Ordóñez, la meta es procesar 20 mil quintales de café al año.

 

El prefecto Esteban Quirola destacó el valor agregado que aportará la maquinaria y anunció que esta semana se subirá al portal de compras públicas el proceso para la construcción de un sistema de riego en la parroquia San Isidro, de Las Lajas. La obra costará 350 000 dólares.

 

Dijo además que en la parroquia El Paraíso, también de Las Lajas, se ejecutará otro proyecto de riego, valorado en 500 000 dólares.

 

“Son 850 000 dólares que se invertirán para mejorar el riego de este cantón. Con esto, no habrá verano que afecte los cultivos como consecuencia de la sequía”, remarcó.

La Prefectura de El Oro entregó equipos industriales a la Asociación de Productores Agropecuarios y de Cafés Especiales, APROCEL.

Deja un comentario